lunes, 15 de enero de 2007

Miedo al dentista




Bueno tengo esto un poco abandonado, asi q ya toca ir actualizando jejeje, lo se lo se...xo el rollo de no poder escribiros me ralla bastante...aunquee a veces me deje a algunos...Pues nada aqui os dejo una ilustracion de principios del primer trimestre, que para mi ya es viejilla...es decir q ya he hecho bastantes cosillas mas despues de esta ilustracion xo poco a poco ire mostrando...ya que la mayoria son trabajos y hasta q no esten entregados...jijiji.
A ver q tal se ve xq hice muchas variaciones de color...
Apa xente, un abrazo ;)

6 comentarios:

zUrAiMa dijo...

Tía!Qué guapo!!! Joder realmente soy el puto ombligo del dentista, que le voy a hacer a ese pobre niño??? En serio, es maco maco. El color genial tb, lo único, no se si pondria el poster un pelin mas a la sombra pq destaca casi tanto como el foco que le da en la cabeza, no se si esa era tu intención. Ale curranta, sigue colgando cositas, que molan mucho. Muaka!!

Dan dijo...

La cara del niño es increible...a saber cuanta anestesia le habra metido el dentista para dejarle con semejante nivel de atontamiento... respecto al color pues...no se...tal vez oscurecer algo mas las sombras mas oscuras y desenfocar un poco el poster para alejarlo de la accion principal...saludos!

KonradRoset dijo...

o muy bueno tu blog, es la primera vez k paso x aki!!!
20 añitos y un estilazo ya...venga a seguir currando asi
saludos

Mrs.Boo dijo...

Si, teneis razon respecto a las sombras, es lo q llebo mas flojillo, xo ya digo q en esta ilustracion no se cuantas variaciones hice...y kizas no e escojido la ilustracion perfect pa colgar aki jejeje, xo wenoo es q el niño es tan monuuuu jejejjee ;) asias

Juan Man! dijo...

Me encanta el modo en el que has explicado la situación, el color esta de puta madre y el dibujo sigue siendo fiel a tu linea de trabajo. Dios quiero que muera ese niño, que sufra... ylo unico es lq sombra proyectada sobre el, que no deberia estar proyectada sobre las paredes. pero oye chica un 10.

proudemax dijo...

jajajajja buenísimo, se parece al miedo que le tiene mi hermano pequeño a los peluqueros...